Seguro contra el impago de alquileres

pagar alquiler

La crisis económica y el aumento del paro hacen cada vez más común que los inquilinos dejen de pagar el alquiler. Antes sólo dejaban de pagarlo los morosos profesionales, es decir, personas que vivían sin pagar un duro a nadie, y cuando los echaban de un piso se iban a otro.

Ahora son personas normales las que dejan de pagarlo, no porque no quieran sino porque no pueden. Por eso, si tienes uno o varios pisos en alquiler es hora de que te protejas contra los inquilinos morosos.

¿Cómo te puedes proteger frente a los impagos del alquiler?

La manera más eficaz es contratar un seguro de impagos, el cual ya ofrecen casi todas las compañías aseguradoras, por lo que no tendrás que buscar mucho para encontrar un seguro de este tipo.

¿Como funciona el seguro de impagos?

Su funcionamiento es sencillo. Tú, como propietario pagas una cuota anual, al igual que ocurre con todos los seguros. Esta cuota varía dependiendo de la zona en donde esté el piso, o en el caso de algunas aseguradoras es un tanto por ciento de la cuota de alquiler multiplicada por 12 meses.

Cuando un inquilino no paga, lo normal es que se quede viviendo en el piso y tengas que iniciar un proceso judicial que tarda alrededor de un año, para poder desahuciarlo. Por desgracia, mientras ese proceso sigue su curso, no es raro que el inquilino moroso se vengue haciendo destrozos en el piso.

Pues bien, el seguro de impago de alquiler te paga las cuotas durante 12 meses, para que no tengas pérdidas económicas, a la vez que se encarga de todo el proceso judicial para poner al inquilino moroso en la calle. También se encarga de arreglar los destrozos que el inquilino haga en tu vivienda.

Como puedes ver, éste es un seguro imprescindible hoy en día. No es demasiado caro, ya que ronda los 400-500€, y lo puedes incluir en la cuota del alquiler, de manera que a ti no te suponga ningún perjuicio económico estar protegido.

Un Comentario

Deja un Comentario